Mi razón de ser

Escucha...
¿Oyes el silencio?

Mira...
¿Ves la oscuridad?

Huele...
¿Percibes el dolor?

Toca...
¿Sientes el miedo?

Prueba...
¿Saboreas el amor?

Siente...
¿Te atreves a hacerlo?

Mis mininos

Búscate

25.9.11

Yesterday

Ayer, a la noche, me puse a pensar.
Estando cansada y abatida, todo lo ocurrido me parecía infinitamente lejano. Pero hoy, esta misma mañana, los hechos y malos pensamientos recayeron sobre mí para no irse...
Ahora, me siento rota en mil pedacitos, mi corazón, mi ser y mi alma ya no son ni la mitad de lo que eran. Son sólo una sombra de ello. Una maldita sombra
No entiendo por qué dije lo que dije ni él dijo lo que dijo, me gustaría volver atrás en el tiempo y arreglarlo todo de una vez.
Todo eso del amor parecía un bonito juego, algo agradable a la vez que misterioso y emocionante. Ahora, lo único que quiero y necesito, es un lugar donde esconderme, no oir, ver, ni sentir nada.
Nunca más.

6.9.11

Complicated

Sé que la vida ha de ser así. Pero no lo soporto.
¿Por qué gritas ahora? Todo esto ya ha sucedido antes, ya he gritado yo suficiente, ¿acaso no te das cuenta? Simplemente, déjalo estar. Es mejor así. 
Me gustaba cómo eras, cómo hablábamos, cómo pasábamos horas y horas juntos. 
Pero de repente, te convertiste en otra persona, te fuiste con otra persona. Comenzaste a desconfiar de mí y del mundo. Te fuiste a lo fácil, te comportaste como un auténtico estúpido.
Y te pregunto, ¿por qué haces las cosas tan difíciles ahora? ¡Si tienes tu vida "perfecta"! Ahora me frustras con tus palabras. Ahora dices caer, te arrastras ante mí, te rompes; pero a la vez, me haces recordar todos los sentimientos rotos que hay en mí. Una vez me prometiste amor, y rompiste tu promesa, todo lo fingiste. Y yo pierdo una vez, pero nunca dos. 
Lo que más me sorprende, es que fue de la noche a la mañana. Cambiaste de personalidad como quien cambia  de ropa, comenzaste a mirarlo todo desde otro punto de vista. 
¿Sabes? Incluso me haces reír con cada pensamiento tuyo nuevo. Ahora ya es tarde para quitarte todas esas capas de falsedad. Porque no apostaré por ti nunca más. 
Te convertiste en otra persona, y yo quería que siguieras siendo el mismo. Ahora, por mucho que lo intentes, para mí nunca dejarás de ser "otra persona".