Mi razón de ser

Escucha...
¿Oyes el silencio?

Mira...
¿Ves la oscuridad?

Huele...
¿Percibes el dolor?

Toca...
¿Sientes el miedo?

Prueba...
¿Saboreas el amor?

Siente...
¿Te atreves a hacerlo?

Mis mininos

Búscate

26.2.11

A más de mil millas.

Hoy Mae tiene mariposillas en el estómago. No sabe por qué habla de sí en tercera, supone que así le resulta más fácil expresarse, como si no fuera ella ni su vida, como si se tratase de otra persona.
Algo ha renacido en ella. Algo que no sentía desde hacía bastante. Una ilusión, una esperanza habita en su alma. Algo que no es realmente comparable con nada anterior. Algo hermoso y floreciente. Lo que nunca.
Pero claro, no existe el blanco perfecto, el de Mae es más bien grisáceo. Una red llamada realidad se ha echado sobre esas mariposillas y las ha atrapado, presionándolas y afligiéndolas. La realidad es la distancia, algo imposible de salvar, tres mil kilómetros de agua y tres horas de avión es mucho. Demasiado para ser soportable
Quiero verte, sentirte, abrazarte y besarte como a nadie. Pero no, tenía que tocarme la mala serte de vivir tan lejos. Me cago en la puta distancia cada día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios son un espacio de libre expresión: diga lo que quiera, ya sea una opinión, una crítica o simplemente un comentario.
Sólo hay que respetar estas normas básicas:
1- No insulte ni a mí ni a otro bloggero.
2- Puede invitar a entrar a su blog, pero no haga spam descarado.
3- Cuide un poco la ortografía en la medida de lo posible.